Vitamina A y fertilidad

Vitamina A

¿Qué es la vitamina A y cuáles son sus funciones?

La vitamina A es liposoluble y la almacenamos en el hígado.

Existen dos tipos diferentes de vitamina A que se encuentran en los alimentos.

La vitamina A preformada se encuentra en productos de origen animal como son la carne de vacuno, el pescado, la carne de ave de corral y los productos lácteos.

La provitamina A, se encuentra en alimentos de origen vegetal, como frutas y verduras. El tipo de provitamina A más común es el betacaroteno.

También la podemos encontrar en suplementos dietéticos, donde se encuentra presente en forma de acetato de retinilo o palmitato de retinilo (vitamina A preformada), betacaroteno (provitamina A) o una combinación de provitamina A y preformada.

¿Para qué sirve la vitamina A?

La vitamina A tiene diferentes funciones:

  • Ayuda a la formación y al mantenimiento de dientes, tejidos blandos y óseos, membranas mucosas y piel sanos.
  • Ayuda en el correcto funcionamiento de corazón, pulmones, riñones y otros órganos.
  • Produce los pigmentos en la retina del ojo.
  • Tiene función en el sistema inmunitario.
  • Favorece la buena vista, especialmente ante la luz tenue.
  • Favorece la fertilidad
    • participando en la formación de esteroides (que forman parte de las hormonas sexuales),
    • Como antioxidante protegiendo las células del aparato reproductor masculino de proceso de envejecimiento prematuro producido por los radicales libres.

Recomendaciones diarias.

Las ingestas dietéticas de referencia para la población española (2013) son las siguientes por edad y sexo:

  • Bebés de 0 a 12 meses: 450 μg
  • Niños y niñas de 1 a 5 años: 300 μg.
  • Niños y niñas de 6 a 9 años: 400 μg.
  • Varones a partir de los 10 años: 1000 μg.
  • Mujeres a partir de los 10 años: 800 μg.
  • Mujeres durante la lactancia: 1300 μg.

Déficit e hipervitaminosis.

Aunque en España es poco probable tener déficit de vitamina A por encontrarse en diferentes alimentos tanto de origen animal como vegetal y otros fortificados, si no se mantiene un correcto aporte de vitamina A se pueden desarrollar problemas como:

  • Ceguera nocturna reversible.
  • Daño irreversible a la córnea llamado xeroftalmia.
  • Hiperqueratosis o piel seca y escamosa.

Por otro lado si tomamos mucha vitamina A puede ocasionar diferentes problemas de salud. Desde mareos, náuseas, dolores de cabeza, como e incluso muerte, hasta defectos congénitos en bebés en el caso de que la mamá consuma más de la recomendada.

Con lo que es importante tener en cuenta en la suplementación la cantidad a tomar tanto fuera como en el embarazo.

También es importante tener en cuenta que los bebés y los niños son más sensibles a la vitamina A. Pueden enfermar después de tomar dosis más pequeñas de ésta o productos que la contengan como el retinol (que se encuentra en las cremas para la piel).

Las grandes cantidades de betacaroteno no le va a llevar a enfermar. Aunque, una gran cantidad de este puede volver la piel de color amarillento o anaranjado. El color de la piel vuelve a la normalidad una vez que se disminuya la ingesta de betacaroteno.

Dónde encontrarla en los alimentos.

La vitamina A la encontramos tanto en alimentos de origen animal como vegetal.

Alimentos de origen animal como huevos, carne, leche entera, el queso, mantequilla, hígado, riñón y bacalao.

Aunque debemos tener en cuenta que muchas de estas fuentes, salvo la leche descremada fortificada con vitamina A, tienen un alto contenido de grasa saturada.

Los alimentos de origen vegetal que contienen vitamina A son frutas de color naranja y amarillo (zanahoria, calabaza, albaricoque) y hortalizas y verduras de hoja verde como brócoli o espinaca.

Los alimentos de origen vegetal no contienen grasas. Como se trata de una vitamina liposoluble, su absorción mejora si se consume con una grasa (podemos aliñar con aceite de oliva virgen extra por ejemplo).

Si tienes dudas y necesitas ayuda para comenzar con una alimentación saludable preparándote para el embarazo y la lactancia, puedes contactar conmigo a través del formulario de contacto.

Si no quieres perderte nada de mis publicaciones puedes suscribirte. 

Share on facebook
Share on twitter
Share on pinterest
Share on linkedin

Deja un comentario

Suscripción al blog

Responsable: Gemma Tendero Ozores. Finalidad: el envío de las publicaciones de la web y remitirle información comercial, incluso por correo electrónico. Destinatarios: los datos facilitados se encuentran alojados en mis plataformas de email marketing Active Campaign ubicada en EE.UU. y acogida al Privacy Shield. Derechos: Puede retirar su consentimiento en cualquier momento, así como acceder, rectificar, suprimir sus datos y demás derechos en contacto@gemmatendero.es. Información Adicional: Puede ampliar la información en el enlace de Política de privacidad.